viernes, 24 de agosto de 2012

MITO: LOS ADORADORES DE LA LUNA

MITO: LOS ADORADORES DE LA LUNA

Mito redactado por el escritor peruano Oscar Espinar La Torre quien tiene numerosas publicaciones, entre ellas "La virreina gobernadora", "Francis Drake: El azote de Dios", Los Dioses de la Costa Peruana, Leyendas peruanas para niños, entre otros.
  LOS ADORADORES DE LA LUNA 
Envueltos en la mágica claridad de la Luna, el dios y el muchacho conversaban. 
 -Las antiguas gentes del litoral tuvieron la creencia que cuando la Luna se escondía tras el mar, un ejército de feroces cangrejos y otros diversos engendros marinos atacaban a la divinidad. Dijo Wiracocha. 
-¿La Luna, entonces, luchaba con las criaturas marinas? - preguntó el niño.
 - Así es - prosiguió el dios. El drama se realizaba bajo la superficie del mar. El destino de la diosa estaba en juego, lo mismo que su luminoso resplandor que venía del cielo, por las noches.
-¿Y qué sucedía luego? -preguntó Juan.
-Al llegar la noche, la diosa salía una vez más triunfante del encuentro, Y entonces el turno de continuar la lucha era del valiente guerrero, el Sol.
-Los costeños se sentían tanto en el día como en la noche protegidos por estos dioses: la Luna y el Sol, ¿no es así? -comentó el muchacho-.
-Es cierto. Sin embargo, otra diosa protegía a estos antiguos pobladores de la costa: era Urpy Huachaq, reina de peces y aves marinas. Tenían también forma de propiciar la buena pesca.
-¿Cuál preguntó el niño.
- Los pescadores solían adornar sus redes con las alas de una pequeña ave llamada Kusi, muy cotizada y venerada por sus poderes para atraer los peces. Así, una multitud de estas criaturas marinas caían mansamente en sus redes. Como ves, los dioses vivían en estrecha vinculación con los pobladores del litoral, sus interesados adoradores.
Fuente: Libro de Oscar Espinar La Torre (Mitos del Antiguo Perú)

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]


<< Página principal